jueves, 26 de enero de 2012

Como borrar tu ayer.

Si pudiera arrancar de un beso, esta amargura que te atrapa y liberar tu ser.
Si pudiera, amor mio, borrar las cicatrices de tus heridas de amor, arrebatándole al tiempo aquellas lágrimas tuyas que cuentan tan triste historia, y convertirlas en sonrisa oda de una alegría vivida.
Si pudiera hacerte mía desde el pasado al presente, desde el dolor a la alegría, desde el llanto a la sonrisa, iluminando al futuro con luces de te quiero, sería el ser más feliz de este mundo.
Pero no puedo.
Siento que la tristeza que acecha tu mirada, es un enemigo que no se cansa de atacar.
Que el silencio de tus palabras cuando la noche reina y tu cuerpo descansa, se convierte en imágenes vivas de un claustrofóbico ayer.

Y aunque te abrazo con fuerza, susurrandote palabras de amor, tu cuerpo se estremece dormido por tanto dolor.
Si pudiera, amor mio, convertirme en el oráculo de tu memoria y decirte que a mi lado siempre tendrás luz en tus bellos amaneceres.
Que amor significa compañía, que compañía significa comprensión, que comprenderse es entenderse y entenderse respetarse. Entones, tal vez, sentirías que ocupas más que un lugar en mi corazón.
Si pudiera, mis ojitos tristes, arrancar de un beso esta nube negra que nubla tu mirada y hacer feliz tu pasado, sería el hombre más afortunado del mundo.
Sería más de lo que soy.

7 comentarios:

  1. Soy Carlos, colaborador de Printcolor (http://www.printcolorweb.com), imprenta digital especialista en libros. Tu blog ha sido seleccionado en la promoción “Tu primer libro gratis” y te regalamos la impresión gratis de tu libro, a cambio de que publiques en tu blog un comentario positivo sobre nuestros servicios. ¿Te interesaría? Para cualquier duda puedes enviarme un e-mail a info@printcolor.es

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola Mariam! y según leo, felicidades por haber sido seleccionada por Printcolorweb.com para que publiquen tu primer libro gratis. Es una buena oportunidad para dar a conocer la progidiosa melodía lírica de tu poesía y esas líneas tan magníficas y bellas que viajan hacia el infinito en el océano argénteo de las emociones, como tú las sometes al arrobo del lector. Si tu poesía sale impresa en un libro, definitívamente yo quiero comprar un ejemplar de ese libro. Bueno, como siempre, me entusiasma la foto, en esta ocasión, esta muchacha entre virginal y ninfa contemporánea, con ese rostro bello, actual, que parece que observásemos a través de un espejo anacrónico con vistas a una época atávica, lejana y olvidada. Su rostro parece casi suplicante, esperanzado, buscando entre las nubes la providencia, o tal vez congelado en el tiempo, oteando con ojos vidriosos un pasado que jamás volverá. Es una imagen inherente a la llamada del romanticismo, con ese ribete floral que parece de vidriera renacentista. El relato magnífico, con ese amante desesperado que vocifera y ondea sus manos ante su amada, para que le vea, para que le admita en su mundo confinado y lejano. Trata de arribar a su orilla, pero ella está muy cerca, muy lejos... A veces no somos capaces de descerrajar la caja de caudales de nuestra mente, que nos mantiene cautivos en el pasado, en las sombras del ayer, que siempre regresan, sin invitación previa. A veces somos inextricables e inexpugnables y sólo sirve estar ahí, acompañar y comprender, sin forzar al ser amado a abrirse como una flor primaveral, tal vez vive aletargada y cada persona tiene su ritmo, su tiempo... he conocido mucha gente así, yo mismo lo soy en ocasiones, esa lucha entre salir de las sombras y volver inmediatamente a ellas. Reconozco perfectamente esa caja de caudales donde soy inexpugnable. Precioso relato amiga mía. Te manejas como nadie en los mares de la lírica poesía. Saludos

    ResponderEliminar
  3. En primer lugar ¡Enhorabuena Mariam! veo que hay alguien justo por ahí arriba que de cuando en cuando da a cada cual lo que se merece, y tu te mereces el ser conocida literariamente, espero algún día cuando vea tu rostro promocionando uno de tus best seller, presumir de haber sido uno de tus fans en bloger.
    Estupenda fotografía hecha con palabras de la desesperación de alguien intentando borrar el dolor sufrido de la persona amada y que eclipsa la felicidad completa de ambos. Tristeza en sus palabras al entender que sus esfuerzos son vanos y que parte de esa persona que anhela para si jamas será suya por completo, ya que a pesar de tanto suplicio vivido parte de su ser quedó atrapado en aquel pasado tortuoso que en parte tal vez aún le subyugue.
    Felicidades también por el estupendo texto Mariam.

    ResponderEliminar
  4. Lo mismo te digo, enhorabuena, tanto por haber sido seleccionada como por este magnifico texto. El ayer no se puede borrar pero si aniquilar con un presente totalmente diferente, que consiga currar paulatinamente las heridas del pasado. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Gracias Victor por tan grandioso comentario, como siempre desgranando el sentimiento escrito. Para mi es un halago el mensaje del señor Carlos, pero de momento prefiero escribir en esta mi ventana, donde comparto con personas tan especiales como tu.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Gracias Casareales, eres una persona muy generosa de la que espero con el tiempo ser una buena amiga. Me ha dado mucha alegría ver las muestras de cariño, pero como le digo a Victor, prefiero escribir para vosotros, mis amigas y para toda aquella persona que sienta curiosidad por mis pensamientos. Soy feliz en este estado, y creo que de momento no cambiaré la aventura.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  7. Tienes toda la razón Sheol13, el ayer se escribe con tintas de horas, dias, años, pero en la balanza de la vida puede ser desequilibrado por un bello presente. También te agradezco tan bonita muestra de cariño, me siento en deuda con vosotros, que en tan poco tiempo me habeis robado el corazón.
    Un saludo.

    ResponderEliminar